vistas desde el Palacio Schonbrunn, uno de los lugares que ver en Viena gratis
Austria Europa

Qué ver en Viena gratis

Viena es una ciudad increíble con infinidad de cosas para hacer y lugares para visitar. Sin embargo, el precio que hay que pagar para entrar en muchos de estos sitios puede llegar a ser algo caro. Por poner un ejemplo, la visita al Palacio de Schönbrunn cuesta 22€. Por eso, con esta entrada queremos que comprobéis que conocer la capital austriaca merece mucho la pena incluso sin dejarse un dineral, y que descubráis con nosotros los lugares que ver en Viena gratis.

Alojamiento barato en Viena: dormir en un Ikea

¡Como lo oís! Antes de empezar queremos que sepáis que en Viena tenéis la oportunidad de pasar la noche en las últimas plantas del edificio de un Ikea. Se trata del hostal Jo&Joe y es una auténtica maravilla: camas cómodas, unas zonas comunes que son una pasada, un ambiente muy joven y divertido, y una increíble azotea para disfrutar de las vistas sobre la ciudad. Reservando a través de Hostelworld, a nosotros nos salió por 23€ por persona y noche, y por 6€ más tenéis también desayuno buffet libre. Si reserváis con nuestro enlace, nos darán una pequeña comisión (que nos ayudaría mucho) y a vosotros os saldría igual de precio. 😊

¿Cómo llegar a Viena?

Podéis encontrar vuelos baratísimos para ir a Viena desde España, por debajo incluso de los 15€, que fue justo lo que nos costó a nosotros. Para encontrar este tipo de precios, os recomendamos que busquéis con Skyscanner.

10 planes o lugares que ver en Viena gratis

1. Pasear por los jardines del Palacio de Schönbrunn

Como os comentábamos, entrar en el palacio de Schonbrunn cuesta 22€, pero visitar sus jardines es totalmente gratuito. Es más: salvo para auténticos fanáticos de los palacios, lo que verdaderamente suele llamar la atención del palacio de Schönbrunn no es su interior, sino los amplios jardines que lo rodean.

Palacio de Schonbrunn de Viena

No es para menos, ya que a lo largo de estas extensas zonas verdes encontraréis numerosas fuentes y estatuas, un laberinto, un jardín japonés e incluso el zoológico más antiguo del mundo. Merece especialmente la pena subir hasta donde se encuentra la cafetería “Café Gloriette” y disfrutar de las vistas desde allí arriba (aunque no es necesario entrar, las vistas son las mismas desde fuera).

vistas desde el Palacio Schonbrunn, uno de los lugares que ver en Viena gratis
Vistas de Viena y el Palacio desde la Gloriette

2. Recorrer el Palacio Hofburg de Viena y sus alrededores

Como probablemente ya supongáis, la entrada al Palacio Hofburg no es gratuita. Sin embargo, dar una vuelta por la zona contemplando las fachadas de este y del resto de los edificios a su alrededor, así como de las bonitas zonas verdes que le acompañan, sí que lo es, y merece mucho la pena. Además del Palacio Hofburg, en esta zona encontrarás otros sitios que ver en Viena gratis:

  • El parque Burgartten, principalmente conocido por albergar un monumento en homenaje a Mozart.
Monumento Mozart en Viena
Monumento a Mozart
  • La plaza Heldenplatz, desde donde pueden contemplarse algunos importantes edificios como el Palacio Hofburg o el museo de historia natural.
  • El Volksgarten de Viena, precioso jardín del siglo XIX repleto de una gran variedad de flores y donde se ubica el templo de Teseo, que os hará trasladaros a la mismísima Atenas.
  • Muy cerca de allí se encuentra el Ayuntamiento de Viena, situado junto a un pequeño parque donde, durante los meses más cálidos, vieneses y turistas pueden acudir a disfrutar de musicales y conciertos en un cine de verano. Se trata del Festival del Cine Musical, cuya entrada es gratuita y que tendrá hueco para música de lo más variada desde el 2 de julio hasta el 4 de septiembre de 2022.
  • Entre el Ayuntamiento y el Volksgarten se encuentra el Parlamento austriaco, un bonito edificio del siglo XIX que, además, ofrece visitas guiadas por unos 5€.
  • Cruzando tan solo una calle llegaremos a la imponente Maria-Theriesen-Platz, presidida por una estatua dedicada a la emperatriz Maria Teresa y con dos edificios enfrentados de forma simétrica a ambos lados de la plaza: el Museo de Historia Natural y el Museo de Historia del Arte.

3. El edificio de la Ópera de Viena: lugar imprescindible que ver en Viena gratis

Cerca del Palacio de Hofburg se encuentra uno de los lugares más conocidos de la ciudad y que, por tanto, tenéis que ver en Viena: su Ópera. Este bonito edificio construido en el siglo XIX no logró encandilar a la población vienesa de la época, que lo criticó duramente durante sus primeros años. Fue tal la presión que los dos arquitectos encargados del proyecto fallecieron antes de poder ver la finalización del edificio, llegando uno de ellos a suicidarse.

Más adelante, el edificio sufrió graves daños como resultado de un bombardeo y posterior incendio a finales de la Segunda Guerra Mundial. Una vez terminada la contienda, se reconstruyó el edificio tal y como lo podemos ver en la actualidad.

Además de contemplar la fachada principal del edificio a ras de suelo, os recomendamos subir las escaleras hasta la entrada del museo Albertina para disfrutar de la Ópera de Viena desde otra perspectiva.

Edificio de la Opera, uno de los lugares que ver en Viena gratis
Opera de Viena vista desde la entrada al museo Albertina

¿Cuánto cuesta visitar el interior de la Ópera de Viena?

Es posible visitar el interior de la Ópera pero, como os podéis imaginar, estas visitas guiadas no son gratuitas. El precio de la entrada son 12€; 7€ para estudiantes menores de 27 años.

¿Qué opciones hay para ver una ópera en Viena sin dejarte un dineral?

Si bien normalmente asistir a una ópera en el edificio de la Ópera de Viena cuesta mínimo 100€, existen otras opciones para disfrutar de esta experiencia tan auténtica a precios más asequibles:

  1. Si tenéis menos de 27 años, en algunas actuaciones reservan determinadas plazas para jóvenes por unos 20€. Además, media hora antes del inicio de la ópera, podríais comprar las entradas que queden disponibles por un precio fijo de 20€.
  2. Aunque es complicado, también podéis encontrar entradas a precios más asequibles comprándolas con mucha antelación. Eso sí, necesitaríais una buena dosis de suerte, ya que tendréis que competir con los propios vieneses, quienes vuelan para cazar este tipo de entradas a un precio más económico.
  3. Por último, la tercera opción consiste en acudir a la taquilla Stehplatz-Kasse (taquilla para localidades de pie) en una de las esquinas del edificio con la suficiente antelación para conseguir una entrada de pie para la ópera por entre 13€ y 18€ (antes podían conseguirse por 10€, pero para la temporada 2022/2023 han aumentado los precios). Aunque tenga que ser de pie, podréis disfrutar de uno de los escenarios de ópera más conocidos a nivel mundial a un precio mucho más económico. Para conseguir este tipo de entrada, tendréis que ir con bastante antelación y hacer cola hasta que abran las taquillas: hora y media antes de empezar la actuación, pero conviene estar antes, dependiendo de la popularidad de la ópera a la que queráis asistir.

Existe otra forma de conseguir estas entradas de pie a un precio incluso más económico, por unos 4€ o 5€, pero implicaría sacaros la Austrian Federal Theatre Card. Esto supone tiempo y llevar a cabo algunas gestiones, por lo que si estáis visitando Viena durante unos días lo más seguro es que no os merezca la pena; pero, si vais a pasar una temporada en la capital austriaca, tal vez sí os interese (podéis encontrar más información en inglés o alemán en el enlace). Eso sí, tener esta tarjeta no implica que no tengáis que hacer la cola, sino simplemente que, si quedan localidades libres, podréis comprarlas a un precio más económico.

4.  La Iglesia de San Carlos Borromeo

La fachada de la Iglesia de San Carlos Borromeo es para muchos la más impresionante de la ciudad y, por tanto, uno de los lugares imprescindibles que ver en Viena gratis. Eso sí: como todo en Viena, entrar a la iglesia no lo es. La entrada general cuesta 8€ y para estudiantes el precio se queda en los 4€. Aun así, merece la pena contemplar este bonito edificio desde fuera.

Iglesia San Carlos Borromeo Viena

5.  Visitar la Catedral de San Esteban

Por fin os podemos hablar de un edificio histórico en Viena cuyo interior se puede visitar gratis: la Catedral de San Esteban. Tal vez por ello, cuando fuimos nos llamó la atención encontrarnos con tanta gente en su interior. Cuestión aparte es la visita a las catacumbas y la Torre Sur de la catedral, para lo cual sí tendríais que pagar (5,50€ y 4,50€, respectivamente).

Catedral San Esteban Viena

6.  Perderse por las calles del centro de Viena

Uno de los planes gratis que más merecen la pena en Viena es perderse por las calles del centro de la ciudad. Al contemplar las preciosas fachadas de sus edificios, caminar por sus suelos de piedra o esquivar carruajes tirados por caballos, sentiréis que estáis recorriendo una ciudad imperial de otra época.

Recorrido por las calles de Viena

Algunos de los lugares a los que merece acercarse durante este recorrido son:

  • La Iglesia de San Pedro, en la que podéis entrar gratis.Iglesia San Pedro Viena
  • La calle Graben, una de las más importantes de la ciudad.
  • La Judenplatz donde, además de un memorial en homenaje a las víctimas del holocausto, podréis disfrutar de la tranquilidad de la plaza y de las bonitas fachadas de sus viviendas.
  • El famoso reloj Anker, propiedad de la compañía de seguros del mismo nombre y que se encuentra en la plaza Hoher Markt.
Judenplatz Viena
Judenplatz de Viena

7.  Pasear por los jardines del Palacio Belvedere

Volvemos a hablaros de otro palacio en Viena y, de nuevo, otros jardines a los que se puede entrar gratis. Aunque de menor tamaño que los de Schönbrunn, merece especialmente la pena la zona que une ambos palacios: el del Alto Belvedere y el Bajo Belvedere. Esta zona ajardinada es una maravilla, con varias fuentes y estatuas que forman una bonita estampa con cada uno de los palacios de fondo.

Jardines Palacio Belvedere en Viena

8.  El edificio Hundertwasserhaus: lugar original que ver en Viena gratis

La Hundertwasserhaus es un original edificio de viviendas en el que las estructuras irregulares y la vegetación son las claras protagonistas. Difícil de describir con palabras, es mejor que os acerquéis y paséis un rato contemplando la original fachada de este edificio tan emblemático. Al tratarse de una propiedad privada, no se puede entrar, pero solo por su exterior se merece que sea considerado uno de los lugares imprescindibles que ver en Viena.

Hundertwasserhaus uno de los lugares imprescindibles que ver en Viena

Muy cerca se encuentra el Hundertwasser Village, obra del mismo autor, que transformó lo que originariamente era un taller de neumáticos en una especie de pequeño centro comercial con cafetería, tiendas y, como no, árboles en el tejado. Merece la pena dar una vuelta por el interior de este original lugar antes de continuar nuestro recorrido por Viena.

9.  El Prater de Viena: parque de atracciones que ver en Viena gratis

Seamos o no aficionados de las atracciones, estamos en Viena, lo que supone una oportunidad única para visitar uno de los parques de atracciones más antiguos del mundo: el Prater. Entrar es gratis (las atracciones, no) y dando un paseo por su interior podremos encontrarnos con uno de los símbolos de la ciudad: la conocida como Noria Gigante. Construida a finales del siglo XIX, durante la Segunda Guerra Mundial fue en gran parte destruida y, al intentar reconstruirse, solo pudieron utilizarse la mitad de las cabinas con las que contaba en un inicio. El resto pueden verse debajo de la noria, a modo de exposición.

Noria Gigante Prater de Viena

Pero no sólo eso, sino que en el Prater de Viena también podéis encontrar el “país” más pequeño del mundo. Se trata de la República de Kugelmugel, una casa esférica creada por el artista Lipburger que surgió tras una serie de disputas legales con el gobierno austriaco. Actualmente tiene hasta una página web, donde podéis leer un poco más sobre su historia. Como está en alemán, os dejamos este hilo de Twitter en el que se explica con más detalle, por si os interesara.

República Kugelmugel, uno de los lugares que ver en Viena gratis

10.  Pasear por el canal del Danubio

Por último, uno de los lugares que ver en Viena gratis según va escondiéndose el sol, es el canal del Danubio. A esas horas, sobre todo si el tiempo acompaña, suele ser el punto de reunión de numerosos grupos de vieneses que quieren disfrutar de un bonito atardecer mientras toman algo. Aunque encontraréis numerosos bares repartidos por los canales, en Austria está permitido beber en la calle, así que también podéis comprar vuestra bebida en cualquier supermercado y disfrutarla sentados junto al canal.

Canal del Danubio en Viena

¿Cómo moverse por Viena?

Aunque muchos de los lugares que hemos mencionado en esta entrada están cerca unos de otros y se puede ir andando, otros no lo están tanto. Por eso, si queréis ahorrar algo de dinero en transporte público y a la vez disfrutar de una divertida experiencia, os recomendamos utilizar las bicicletas que hay repartidas por la ciudad. Tan sólo tenéis que registraros, descargar la aplicación Nextbike e iniciar sesión. Cuesta 0,60€ la primera media hora.

Hasta aquí nuestra entrada con los lugares que ver en Viena gratis. Esperamos que os haya gustado y que os ayude a recordar que para viajar y descubrir nuevos lugares no es necesario gastar mucho dinero 🙂 

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.