Dormir en el coche
Viajar Barato

Dormir en el coche: todo lo que necesitas saber

Hace unos años empezó a atraernos la idea de viajar y dormir en nuestro vehículo. Como no podíamos permitirnos una caravana o una camper, buscamos una alternativa: dormir en el coche.

En este artículo te contamos si es legal dormir en el coche, si es peligroso, las razones por las que te lo recomendamos y cuáles son sus inconvenientes.

También te hablamos de cómo dormir en el coche con poco presupuesto y sin necesidad de camperizarlo. Es decir, el paso a paso que seguimos antes de pasar la noche en nuestro turismo cuando vamos de viaje.

Dormir en el coche

¿Dónde hemos viajado y dormido en el coche?

Nuestra primera experiencia durmiendo en el coche fue en los Arribes del Duero, un Parque Natural que está entre Salamanca y Portugal.

Nos gustó tanto que no pudimos parar. A las Arribes le siguieron otros como Cantabria, País Vasco, la Serra da Estrela (Portugal), Sierra de Gredos o el Parque Natural do Douro Internacional.

Pozas naturales de aguas cristalinas en la Serra da Estrela Portugal
Uno de los lugares que pudimos visitar en la Serra da Estrela

¿Por qué dormir en el coche?

Puede que, así de primeras, la idea de dormir en el coche no te convenza demasiado. Por eso, vamos a empezar dándote las razones por las que para nosotros merece mucho la pena.

1. Dormir en el coche permite gastar mucho menos

Cuando haces un viaje, la mayor parte del presupuesto suele irse en el alojamiento. Imagínate la cantidad de dinero que puedes ahorrar si duermes en tu propio coche.

Por ejemplo, en nuestro viaje por la Sierra de la Estrella dormimos cuatro noches en nuestro coche. Teniendo en cuenta que el alojamiento más barato en la zona para esas fechas costaba 50€ por noche, nos ahorramos 200€ en cuatro días.

Plaza de Piodao, uno de los pueblos más bonitos de Portugal
También pudimos dormir junto al pueblecito de Piodao y recorrer sus calles cuando aún no había turistas

Desde que dormimos en el coche y utilizamos otras formas de viajar barato, se nos hace mucho más fácil viajar a cualquier destino cuando queramos.

No tenemos que preocuparnos por buscar un alojamiento barato. Tampoco porque sea temporada alta y pueda estar todo cogido.

Por poner otro ejemplo, hace poco estuvimos un fin de semana en Mérida que coincidía con un concierto de Ludovico Einaudi en el Teatro Romano.

Durante esos días, encontrar un alojamiento barato en la ciudad era bastante difícil. Gracias a que pudimos dormir en el coche, no tuvimos que cambiar de fechas ni de destino y disfrutamos igualmente de Mérida.

Templo de Diana en Mérida
Precioso Templo de Diana, en Mérida

2. La sensación de libertad

¿Te llama la atención la idea de viajar en furgoneta o autocaravana? Seguramente sea por la sensación de libertad de viajar con tu casa a cuestas.

Al fin y al cabo, puedes adaptar tu viaje sobre la marcha y elegir ese mismo día dónde vas a dormir. Es más, podrás quedarte en sitios a los que Booking y Airbnb no pueden llegar.

Así, hemos podido dormir con vistas a playas como la de Oyambre y pasear por ella totalmente sólos a primera hora de la mañana. O ver un precioso amanecer junto al río Duero a su paso por la frontera con Portugal.

Puente en Barca de Alba
Amanecer junto al río Duero del que disfrutamos en Barca de Alba

Pero… ¿y si te decimos que dormir en el coche te da aún más libertad que las caravanas o furgonetas?

3. Mejor acceso que otro tipo de vehículos

Como los coches son más pequeños, puedes conducir hasta lugares a los que vehículos más grandes no pueden llegar.

Por otro lado, cada vez hay más sitios en que se prohíbe a caravanas y campers pasar la noche.

señal dormir en el coche
Señal algo dudosa que encontramos en la Playa de Oyambre

4. No hay que preocuparse por las horas de llegada y de salida

Aunque pueda parecer una tontería, dormir en el coche hace que no tengas que preocuparte por las horas de entrada y de salida de tu alojamiento.

Tampoco tendrás que ir por la ciudad cargando con las maletas hasta el hotel o apartamento. Basta con dejarlas en el coche y olvidarte de ellas.

¿Se puede dormir en el coche?

Cuando hablamos a familiares y amigos de esta forma de viajar, suelen hacernos la misma pregunta: ¿se puede dormir en el coche? Es decir, ¿es legal dormir en el coche?

La respuesta rápida es que sí: puedes dormir en cualquier lugar en el que puedas aparcar tu vehículo. Eso sí, ten cuidado de no dejar nada fuera o que sobresalga del coche ya que, entonces sí, podrían multarte.

Dormir en el coche en Mérida
Lugar que elegimos para dormir en Mérida

Esto se debe a la diferencia entre pernoctar y acampar. Lo primero está permitido y se refiere a pasar la noche dentro del coche sin sacar nada fuera.

En cambio, acampar está prohibido e implica ocupar algún espacio fuera de tu coche. Es decir, sacar una silla, una mesa o un toldo fuera del vehículo, ya sería acampar y podrían multarte.

Esta es la regla general, pero hay excepciones.

Una de ellas son los Parques Naturales. Tienen su propia normativa, que podría prohibir pernoctar en ese parque en concreto.

La otra son las playas. La Ley de Costas prohíbe aparcar en las playas y zonas de alrededores, por lo que de forma indirecta dormir en el coche tampoco estaría permitido (recuerda: si no se puede aparcar, no se puede pernoctar).

Ahora bien, tanto en Parques Naturales como en playas, si hay aparcamientos sin señales prohibiendo la pernocta, sí podrás dormir en tu coche.

En resumen, si quieres pasar la noche en alguno de estos dos sitios fuera de un aparcamiento, te recomendamos que tengas cuidado y preguntes antes.

Dormir en el coche en la Ribeira Sacra

¿Es peligroso dormir en el coche?

Esta es otra de las preocupaciones que suelen surgir cuando piensas en dormir en el coche.

Como en todo, si elegimos dónde pasar la noche con sentido común, no tendría que pasar nada.

Te serán de ayuda aplicaciones como Park 4 night o Furgoperfectos. En ellas, puedes ver las opiniones de otros viajeros que han dormido con sus vehículos en esos mismos lugares.

Hasta ahora, nosotros no hemos pasado miedo en ninguno de nuestros viajes en coche.

Inconvenientes de dormir en el coche

Evidentemente, no todo es de color de rosa: dormir en el coche también tiene sus inconvenientes.

1. No es el lugar más cómodo para dormir

Dormir en el coche, salvo que estés muy bien equipado, suele ser más incómodo que en otros alojamientos.

Pero esto no siempre es así. Cada vez hay colchones más cómodos y fáciles de transportar.

2. Exposición a los ruidos

Dormir en el coche implica dormir en la calle, por lo que estarás expuestos a los ruidos que pueda haber.

Para evitarlo, puedes hacer una búsqueda en detalle de los lugares para pasar la noche y elegir el que parezca más tranquilo.

Es cierto que ha habido veces en que hemos tenido que lidiar con ruidos molestos.

Por ejemplo, en nuestro viaje por el País Vasco estábamos pasando la noche en una zona recreativa rodeada de naturaleza cuando, de repente, empezamos a escuchar música a todo volumen.

Algo bueno de dormir en el coche es que encontrar otro lugar para dormir es bastante fácil. Así que nos levantamos, echamos los asientos para atrás y buscamos otro sitio a unos 10 minutos.

Piensa que en un apartamento turístico también te pueden tocar vecinos molestos. Si esto pasa, buscar otro lugar para pasar la noche no es tan fácil.

Dormir en el coche en Zumaia
El lugar en el que intentamos dormir estaba a tan sólo unos minutos andando de este precioso mirador

3. Exposición al clima

Al dormir en el coche estás más expuesto al clima. Pero menos de lo que lo estarías en una tienda de campaña.

Es algo que tenemos en cuenta. Por eso, hasta ahora no hemos hecho este tipo de viajes en meses con mucho frío o mucho calor. Pero no lo descartamos 😉

También tenemos especial cuidado en que nuestro viaje no coincida con días de lluvia. El ruido que hacen las gotas de agua sobre el techo hacen que dormir en un coche mientras llueve no sea nada fácil.

En definitiva, en función de la época y el tiempo que vayas a viajar, dormir en el coche limita algo más el destino de tu viaje. Es parte del precio que hay que pagar por disfrutar de sus muchas ventajas.

¿Cómo dormir en el coche?

Entremos ahora en el meollo del asunto: ¿cómo dormir en el coche?

Aunque depende del vehículo que tengas, vamos a darte el paso a paso de cómo lo hacemos nosotros en nuestro Peugeot 308 y sin ningún tipo de camperización.

1. Preparar el coche para el viaje

Lo primero de todo es preparar el coche para los días que vayamos a estar de viaje. No nos referimos sólo al material que necesitaremos, del cuál os hablaremos más abajo, sino también de los cambios que tenemos que hacer antes de salir.

Básicamente, tenemos que dejar en casa los asientos de atrás (en nuestro coche se pueden quitar). De no hacerlo, sería difícil encontrarles un hueco cuando preparemos el turismo para dormir.

Esto significa que no podemos llevar a otros pasajeros en los asientos de atrás. Es el sitio en el que llevamos nuestro colchón enrollado, así que tampoco podríamos de otra forma.

Colchón para dormir en el coche

2. Encontrar un lugar para dormir

El segundo paso es crucial: elegir un buen lugar para pasar la noche.

Para ello, utilizamos las dos aplicaciones de las que te hemos hablado antes: Park 4 night y Furgoperfectos.

Siempre encontramos más lugares para dormir y reseñas en Park 4 night. Pero las dos son muy útiles.

Dormir en el coche en los Arribes del Duero
Otro de los lugares en que dormimos, en los Arribes del Duero

3. Echar los asientos delanteros hacia delante

Una vez hayamos aparcado el coche en el lugar donde pasaremos la noche, lo primero que haremos será echar los asientos delanteros hacia adelante todo lo que podamos.

Tercer paso para dormir en el coche

4. Llenar el hueco de detrás de los asientos delanteros

Después, llenaremos el hueco de los pies de los asientos de atrás. De esta forma, al poner más tarde las tablas sobre las que colocaremos nuestro colchón, estas quedarán más o menos niveladas con el reposabrazos.

Solemos utilizar una nevera en un lado y, para el otro, dos cajas de plástico que teníamos por casa. Ponemos una sobre la otra y quedan más o menos a la misma altura.

En estas dos cajas guardamos la ropa y el resto de cosas que utilizaremos en el viaje. Cuando conducimos, las echamos al maletero.

Cuarto paso para dormir en el coche

5. Echar los asientos de atrás hacia adelante

Echamos el respaldo de los asientos de atrás hacia delante. Quedarán más o menos a la altura de las cajas y de la nevera.

Nos servirán de base para poner más tarde las tablas y el colchón sobre el que dormiremos.

Los asientos quedan un poco inclinados. El desnivel es muy pequeño y no supone un gran problema. Aun así, es algo que queremos corregir.

Quinto paso para dormir en el coche

6. Colocar unas tablas sobre los asientos

Al echar los respaldos de los asientos hacia adelante, verás unas piezas que son algo incómodas para tumbarse sobre ellas.

Piezas que sobresalen a las que nos referimos

Para evitarlo, llevamos en el maletero varias tablas de DM colocadas unas sobre otras. Al extenderlas, tapan esas piezas y nos sirve de base para poner nuestro colchón.

Tablas para dormir en el coche
Tablas para dormir en el coche
Tablas de DM para dormir en el coche

7. Extender el colchón

Después ponemos una una especie de tela de plástico que sirve de aislante y colocamos por fin el colchón.

¿Qué colchón utilizar para dormir en el coche?

Para dormir en el coche nosotros utilizamos un topper o sobrecolchón viscoelástico. Se trata de un complemento que se suele colocar encima de los colchones para que sean más cómodos.

Colchón para dormir en el coche
Llevamos el colchón recubierto con una funda

Al ser tan finos (el nuestro es de 5 centímetros), es muy fácil enrollarlo y desplegarlo cuando queramos dormir.

Si no tenéis uno por casa, este es muy parecido al que nosotros utilizamos:

Otra opción es dormir sobre un colchón hinchable. A nosotros no nos gusta porque suelen desinflarse por la noche y es algo incómodo tener que inflarlo y desinflarlo cada día.

Pero, si a ti te convence, debes saber que hay colchones hinchables diseñados para dormir en el coche:

8. Último paso para dormir en el coche: tapar las ventanillas

Ya tenemos todo montado para dormir en el coche. Sólo falta aislarlo ante miradas indiscretas, el frío y los mosquitos.

Para eso, usamos parasoles y mosquiteras. Estas últimas nos permiten tapar las ventanas y dejar una rendija abierta para que corra aire sin que entren bichos.

Algo que hemos visto pero que aún no hemos probado es comprar esterillas y recortarlas con la medida exacta de las ventanillas.

Con esto ya estaríamos preparados para pasar la noche en nuestro coche.

Dormir en el coche

¡Esto es todo! Esperamos que este artículo sobre cómo dormir en el coche te haya resultado útil y haya resuelto tus dudas sobre esta forma de viajar. Es normal que tengas dudas sobre si deberías probarlo (nosotros también las tuvimos), pero vencer esos miedos nos permitió encontrar una forma de viajar mucho más y viviendo experiencias que de otra forma nunca habríamos vivido.

También puede gustarte...

2 Comentarios

  1. El cubre colchón ya no está disponible. Muy interesante el artículo, un poco precario todo, con una tabla a medida y unos pequeños elevadores estaríais mejor. Yo he cogido la mía en Leroy Merlin que las cortan a medida.

    1. Hola Aitor, muchas gracias por tu comentario. El colchón nos sigue apareciendo como disponible, qué raro…
      Hemos estado tirando de las tablas que teníamos «por casa», pero estamos intentando mejorarlo y ganar más espacio. Tendremos en cuenta tu recomendación, pero una pregunta: ¿tu tabla cabe en el maletero o es extensible?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *